Después de unos meses de haber debutado con su primer álbum de estudio, Billie ha confesado que tenia miedo de que sus sencillos no le agradaran a la gente.

Lo irónico de esto es que los sencillos que ella mas temía que la audiencia odiara resultaron ser los más exitosos. Estamos hablando precisamente de ‘bad guy’ y ‘when the party’s over’.

"Me siento cada vez más agradecida por qué suceda tan joven porque siento que, si hubiera sucedido más tarde, la gente podría desenterrar cosas de cuando tenía esa edad. Si esto no hubiera sucedido a esa edad, habría estado haciendo una cosas imprudentes” fue algo de lo que dijo al respecto.